Ventajas y desventajas de un coche automático

seguridad vial

Existe una amplia variedad de coches, modelos y formas, pero cuando analizamos el mercado en función del tipo de conducción, nos encontramos con dos grupos principalmente: los vehículos manuales y los automáticos. En este artículo revisaremos las ventajas y desventajas de conducir un coche automático.


El coche automático mira al futuro

Esta es una forma de conducción que ha ganado adeptos en los últimos años. El mercado de coches europeo siempre se ha decantado hacia cambios manuales. ¿Las razones? Son más económicos de producir y una cierta tradición histórica. Pero esto está cambiando.

El coche automático tiene excelentes ventajas a la hora de conducir. La comodidad es sin duda una de las más destacables. Asimismo, también se enfrenta a una serie de inconvenientes, uno de los que frenan su expansión es la limitación de conducir coches manuales si te has sacado el carnet de conducir con un coche automático.

Limitaciones del coche automático en el permiso de conducir

La limitación actual que existe desde la DGT en cuanto a la obtención del permiso de conducir con un coche automático, a nuestro entender algo anacrónica. Se está limitando las posibilidades de conducción a quienes optan por aprender con un vehículo automático en vez de uno de cambio manual.

Dicho esto, si ya tienes el carnet de conducir y estás valorando opciones de coche, te contamos a continuación las ventajas que tienen los automáticos en relación a los coches con cambio manual.

Ventajas de un coche automático

¿Tiene ventajas importantes un coche automático? Por supuesto que sí. Desde ya te adelantamos que son realmente cómodos y más fáciles de conducir, sobre todo en ciudad, donde estás constantemente arrancando y parando. Vamos a revisar qué más ventajas ofrece:

Comodidad

Una de las más importantes. Y no nos referimos a los asientos, sino a la comodidad de no tener que cambiar constantemente de marcha. Eso posiblemente la mayor ventaja de un coche automático, en lo que al uso diario se refiere. Al desplazarte en uno de estos vehículos, solo debes concentrarte en 3 aspectos fundamentales: volante, aceleración y frenado.

Los coches automáticos eliminan la carga conducción para coordinar la sincronía entre las distintas marchas, además de evitar el pisado del embrague entre ellas. Es una ventaja destacable sobre todo en entornos urbanos donde son frecuentes los atascos (arrancar-parar-arrancar)

Seguridad


La segunda ventaja destacable y no siempre evidente es la mejora de la seguridad, ya que un coche automático influye notablemente en dos aspectos esenciales:

  • Seguridad vial: para muchas personas, no tener que sincronizar los cambios y el embrague es un alivio. Esto es fundamental, sobre todo en aquellas vías empinadas, donde el arranque del coche puede costar. Con el coche automático se puede mantener la concentración en todo momento sobre la conducción y el vehículo facilita la secuencia de cambios bajo cualquier entorno.
  • Seguridad mecánica: con un coche manual, la mecánica del motor puede verse afectada por el régimen de cambios del conductor. Mientras, en un vehículo automático, la mecánica se conserva más, pues la caja realiza los cambios en los regímenes adecuados, con rapidez, precisión y previniendo desgastes en los componentes, en especial la transmisión.

Eficiencia

Otro de los puntos que se deben resaltar es que los coches automáticos son más eficientes en cuanto a consumo de combustible se refiere. Algunos cuentan con la modalidad vela, que no es más que el aprovechamiento de la inercia para efectuar movimiento desconectando el motor en períodos cortos. Por eso es que hay tantos modelos automáticos con la etiqueta ECO proporcionada por la DGT.

Versatilidad

En cuanto a la versatilidad, estos coches pueden ser usados prácticamente por cualquier persona, ya que facilitan enormemente la conducción. Incluso, son especiales para personas que tengan discapacidades específicas.

Desventajas de un coche automático

Bueno, no todo podía ser “color de rosa”. Aunque hemos visto grandes ventajas en los coches automáticos, también es conveniente que revisemos cuáles son esas desventajas que se consideran a la hora de seleccionar este tipo de coches. Bajo estas líneas las repasamos. Precio total

Esta es la primera desventaja que hace de los coches automáticos algo qué pensar. En muchos modelos, los cambios automáticos son un elemento “opcional” que supone un incremento general del coste entre los 600 y 2000 euros comparado con las cajas manuales.

En algunos modelos que vienen con cambios automáticos de serie, el sobreprecio ya está incluido. En Europa estos cambios son comercializados en vehículos Prémium, con características de equipamiento y potencia mayor.

Mantenimiento

Otra de las desventajas es que requieren revisiones constantes para mantener su confiabilidad. Estas cajas, al ser automáticas para distribuir la potencia, trabajan a una mayor temperatura, que impacta en el consumo de aceite lubricante. Asimismo, si tienen fallos, requieren de revisiones mecánicas más precisas (y costosas) debido a la infinidad de componentes que combinan.

Gestión de cambios y maniobrabilidad

En muchos casos, la gestión de los cambios en un coche automático depende de cómo se pisael acelerador. Por ejemplo, en las maniobras de aparcamiento con marcha atrás la respuesta del coche no es instantánea, sino que toma un corto tiempo por precaución.

Otra de las desventajas lo representa la maniobrabilidad en carretera. Si requieres más potencia por una maniobra de adelantamiento, resultará más complicado pues la administración la hace exclusivamente la caja automática, a diferencia de la caja manual, donde la gestión de potencia es del conductor.

Frenos


Por último, en los cambios básicos automáticos, el frenado con asistencia de motor es poco usado y los frenos de las ruedas son los que tienen un mayor desgaste, comparados con aquellos coches que montan cambios manuales.

Si requieres un sacarte el carnet de conducir o preparar el teórico de conducción, contamos con el mejor servicio. Con todos el proceso gestionado desde móvil, Dribo hace que tu carnet de conducir esté al alcance de tu mano. Son cada vez más los alumnos satisfechos y que conducen de forma segura gracias a Dribo.